Publicado el Deja un comentario

Cinco tips para estudiar y pasar sí o sí tu examen

En el comienzo de la vida universitaria tarde o temprano se deberán afrontar diversos retos, uno de ellos es quizá el más tedioso de todos, pero que tampoco es imposible, nos referimos a los ya conocidos exámenes, donde te haces su aliado o se convertirá en tu peor enemigo.

 

La realidad sobre estas pruebas que medirán constantemente tus niveles de retención, créeanlo o no, son más significativas de lo que aparentan ya que no sólo se muestra una buena o mala calificación, sino que su verdadero significado va más allá de aprobarlo y tener la satisfacción del esfuerzo invertido desde un inicio.

 

Así que tenemos para ti cinco tips que te ayudarán a prepararte y no morir en el intento. Estos consejos han pasado de generación en generación y no, no desplegaremos un antiguo pergamino de alguna biblioteca de la antigua Mesopotamia o de Alejandría, estos sabios consejos que tenemos para ti no provienen de algún milagro, sino de un análisis minucioso y filtrado. 100% real no fake.

 

Antes de comenzar con esta guía práctica, te invitamos a que compartas este post que vale millones, sabemos que lo harás *guiño guiño* y ayudarás a más de uno, así que lee con atención y disfruta.

 

1.- ¡No lo dejes para después!, comienza a prepararte.

 

La fecha del examen se acerca y no quieres tener amsiedad, la solución inicial es cubrir cada uno de lo temas o contenidos de clase y no tengas miedo de preguntar todas las dudas que surjan a tu profesor y compañeros, es lo ideal. Encuentra algún horario que no intervenga con el análisis de memes o tu serie fav, solo así podrás dedicar toda la atención posible al estudio.

 

2.- Elige el lugar idóneo para estudiar.

 

Elegir el espacio de estudio no es complicado, sabemos que en cualquier lugar habrá distractores donde no puedas concentrarte, por ende te sugerimos visitar la Biblioteca Vasconcelos, la terraza del Museo del Estanquillo, el Centro Cultural Elena Garro o la Librería Porrúa ubicada en el Bosque de Chapultepec, son espacios totalmente gratuitos y libres de distracción.

 

3.- Prueba técnicas de estudio.

 

Puedes iniciar este plan de estudio con una de las técnicas más conocidas, la vieja confiable, que consiste en subrayar lo más importante, no quiere decir que pintes por completo tus apuntes, solo lo más relevante para ti. Por otra parte puedes crear fichas de estudio que contenga los temas principales de tu guía o incluso mapas mentales que te ahorrarán muchas horas de estudio.

4.- Usa la tecnología a tu favor.

 

Con los últimos avances de la tecnología ya no hay pretexto para evitar el estudio, hoy en día existe más de una app que te ayudarán, además que la mayoría son intuitivas y fáciles de usar, estas aplicaciones están diseñadas para brindar un mejor rendimiento y ¡claro!, será menos aburrido. Entre las mejores que existen son Forest, Focus To-Do, Easy Study, Flip disponibles para sistema Android y IOS.

 

5.- Descansa, tu cerebro se lo merece.

 

Las pausas son necesarias. Después de una larga jornada de concentración te recomendamos que durante los tiempos de estudio tomes al menos 20 minutos de descanso, junto con una buena hidratación, salir a caminar e incluso dormir, con esto podrás despejar tu mente y perspectiva. Todo tiene límite y tu cerebro también.

 

Bonus.

 

No hay que ser adivino para saber que esta prueba te mantendrá más que ocupado, no es el fin del mundo. Con estos consejos será más ligero tu proceso de aprendizaje y recuerda que la práctica hace al maestro. Respira hondo y da tu mejor esfuerzo. ¡Buena suerte! 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *