Publicado el Deja un comentario

Estudio de la Universidad Autónoma de Guadalajara anticipa solución a escasez de agave azul

La investigación realizada por la Universidad Autónoma de Guadalajara demuestra que se pueden utilizar plantas jóvenes de agave azul tequilana weber sin alterar los parámetros de calidad del tequila.

Guadalajara, Jal. La escasez de agave azul tequilana weber, necesario para la producción de tequila, está próxima a encontrar una solución.

De acuerdo con una investigación de la Universidad Autónoma de Guadalajara (UAG), se pueden emplear plantas de agave jóvenes en la producción de tequila sin alterar los parámetros de calidad y autenticidad de la bebida.

El profesor investigador de la UAG y uno de los participantes en el proyecto, Luis Romero Cano, comentó que la creciente demanda del Tequila y su expansión comercial a los mercados internacionales han provocado una particular escasez de la planta.

“De acuerdo con datos históricos se ha evidenciado que este fenómeno de escasez ocurre cada siete u ocho años debido al tiempo que tarda la planta de agave en madurar para su posterior cosecha, ya que el agave se cosecha justo antes de la floración, momento en el cual la planta cuenta con un contenido máximo de azúcares”, dijo el académico.

Romero Cano explicó que, con base en datos del Consejo Regulador del Tequila (CRT), entre 1995 y 2012 hubo una transición de sobreoferta de agave a escasez, y luego a sobreoferta, situación que impactó en el precio de la materia prima.

Debido a esa situación, dijo, comenzaron a detectarse casos de adulteración y falsificación del producto, ya que productores desleales comenzaron a utilizar plantas de agave de distinta especie o bien, cosechadas fuera del territorio que corresponde a la Denominación de Origen del Tequila (DOT).

Para evitar las prácticas desleales y garantizar los altos estándares de calidad de la bebida, varias casas tequileras comenzaron a utilizar plantas de agave más jóvenes, de entre cuatro y seis años en sus procesos.

“Sin embargo, se tenía la sospecha que ésta práctica podría alterar las características generales del producto pudiendo afectar los parámetros de calidad y autenticidad de la bebida. Es aquí donde comienza la investigación científica desarrollada en la UAG”, refirió el investigador.

Resultados

Investigadores del departamento de Biotecnológicas y Ambientales desarrollaron junto con una empresa tequilera de la región, un proyecto enfocado en respaldar científicamente la práctica de emplear plantas de agave de menor edad.

Los resultados han sido de gran interés para la comunidad científica internacional, así como para los productores y consumidores de tequila, ya que se demuestra que el uso de plantas de agave con diferentes edades (4, 5 y 6 años) en la producción de tequila 100% agave clase blanco, no tiene un impacto negativo en los parámetros de calidad toda vez que después de la segunda destilación, cumple con los parámetros de la norma oficial NOM-006-SCFI-2012.

estados@eleconomista.mx

FUENTE: eleconomista

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *